MENU

  • LEITORES
  • sábado, 15 de julho de 2017

    La intersexualidad, el ser humano no se reduce a la morfología de "macho" o "hembra" - Jorge Hessen

    Traducido por: Mercedes Cruz Reyes 
    Madri/Espanha
    En 2012, Zainab, una partera keniana, hizo el parto de un niño intersexual (que tiene órganos genitales masculinos y femeninos). Cuando la madre vio que el sexo del bebé no estaba definido, se sorprendió. El marido pidió que Zanaide matase al bebé, pero Zanaide cogió al niño para sí y cuidó al bebé, aunque bajo riesgos, pues en la comunidad que reside, así como en otras en Kenia, un bebé intersexual es visto como un mal presagio, que trae Maldición para la familia y hasta para los vecinos. [1]

    La intersexualidad, en seres humanos, es algún cambio de caracteres sexuales, incluyendo cromosomas, gónadas y / o órganos genitales que dificultan la identificación de un individuo como completamente femenino o masculino. Esta variación puede implicar ambigüedad genital, combinaciones de factores genéticos y apariencia y variaciones cromosómicas sexuales diferentes de XX para mujer y XY para hombre. Puede incluir otras características de dimorfismo sexual como aspecto de la cara, voz, miembros, pelos y formato de partes del cuerpo. [2]

    Georgina Adhiambo, directora ejecutiva de la ONG Voices of Women, que trabaja para reducir el estigma contra personas intersexuales en Kenia, dijo que el asunto sigue siendo un tabú. Actualmente las opciones de tratamiento de los intersexuales varían mucho. Algunos pacientes no necesitan cuidados, mientras que otros pueden necesitar medicamentos o terapia hormonal. Hay también aquellos que necesitan cirugía - opción que suele ser aplazada hasta la pubertad, para que el propio niño pueda escoger su sexo.

    La palabra intersexual es preferible al término hermafrodita, ya bastante estigmatizado, precisamente porque hermafrodita se refería sólo a la cuestión de los genitales visibles. Algunos intersexuales pueden ser considerados como transgênero. Sin embargo, tanto la intersexualidad como la transexualidad son temas polémicos, y menos discutidos de lo que deberían. Quizá por eso no se comprenda exactamente de qué se trata, y esa condición sea motivo de preconceptos en tantos casos.

    Además, sobre el tema, una persona puede ser el cisgênero o transgênero. El cisgênero se identifica con el género correspondiente al sexo biológico, o sea, si posee órgano sexual femenino es una niña, si posee órgano sexual masculino es un niño. Es lo que todo el mundo considera regla. El transgênero es la persona que cuestiona esa regla, que no tiene su género definido por el sexo biológico. Muchas veces el transexual se identifica con el género opuesto al sexo con que nació. Podemos decir que el transexual es transgênero, pero no todo transgênero es transexual.

    Un estudio realizado por la Universidad de Washington en Estados Unidos, publicado por la revista Psychological Science, concluyó que los niños transgênero empiezan a reivindicar un género diferente, al mismo tiempo que los niños cisgênero  se identifican con el género correspondiente al sexo biológico,  alrededor de los 2 años. Es como si el niño mirara al espejo y no se reconociera. Es una expectativa constante de que ella va a despertar en el cuerpo correcto.

    Independientemente de las demarcaciones y definiciones controvertidas, la sociedad dará señales de avance cuando comprenda la neutralidad de género y que el ser humano no se reduce a la morfología de "varón" o "hembra".

    En cuanto a la "transexualidad", por ejemplo, Emmanuel advierte que "nos encontramos ante un fenómeno perfectamente comprensible a la luz de la reencarnación. Y no obstante a las características morfológicas, el Espíritu reencarnado, en tránsito en el cuerpo físico, es esencialmente superior al simple género masculino o femenino. "[3]

    El mentor de Chico Xavier añade que "aprenderemos, gradualmente, a comprender que los conceptos de normalidad y de anormalidad dejan mucho que  desear cuando se trata simplemente de signos morfológicos, para erigirse como agentes más elevados de definición de la dignidad humana, una vez que la individualidad en sí exalta la vida comunitaria por el propio comportamiento en la sustentación del bien de todos o la deprime por el mal que causa con la parte que asume en el juego de la delincuencia. "[4]

    Además, aprendemos con el autor de "Hace dos mil años", "que es urgente amparo educativo adecuado [a los sexuales y morfológicamente diferentes], tanto como se administra instrucción a la mayoría heterosexual. [5] Y para que eso se verifique en líneas de justicia y comprensión, camina el mundo de hoy para más alto entendimiento de los problemas del amor y del sexo, por cuanto, al frente de la vida eterna "los errores y aciertos de los hermanos de cualquier procedencia en los dominios del sexo y del amor, son analizados por el mismo elevado garabito de Justicia y Misericordia. Porque todos los asuntos en esta área de la evolución y de la vida se especifican en la intimidad de la conciencia de cada uno. "[6]
    Referencias bibliográficas:

    [1] Disponible en http://www.bbc.com/portuguese/internacional-39852313 , acessado em 14/07/2017

    [1] Money, John; Ehrhardt, Anke A. (1972). Man & Woman Boy & Girl. Differentiation and dimorphism of gender identity from conception to maturity. USA: The Johns Hopkins University Press. ISBN 0-8018-1405-7.
    [1] XAVIER, Francisco Cândido. Vida e Sexo, RJ: Ed. FEB, 1977
    [1] idem
    [1] idem
    [1] ídem
    Traducido por: M. C. R

    quinta-feira, 13 de julho de 2017

    EL ESPÍRITA EN EL VELORIO, CEREMONIA DEL "HASTA AHORA", "HASTA PRONTO", "NOS VEREMOS PRONTO" Jorge Hessen


    Traducido por: Mercedes Cruz Reyes 
    Madri/Espanha


     Una vez, un compañero me confesó que no permitirá velorios en el sepultamiento de sus familiares más cercanos, porque es totalmente contrario a tal tradición mortuoria. No ve lógica doctrinal en ese tipo de ceremonial. Cree que después de constatada la desencarnación, en un máximo de unas pocas horas, se deben hacer los preparativos para la sepultura, sin rituales religiosos.

    Busqué aclararle qué velorio o "velamiento" no es necesariamente un ritual religioso ", por lo tanto no está asociado a religiones, porque su inicio se da cuando la persona está enferma y necesita ser velada, cuidada, vigilada. ¡Pues es! El origen de la palabra velar que da origen a velorio viene del latín "vigilare", que da significado de vigilancia. Y más: el término velar no se refiere a las "velas", flores, misas, cultos, sino (repito) al verbo "velar" (de cuidar, velar).

    El diccionario define el verbo velar como "quedarse despierto al lado de (alguien)", "quedarse despierto durante (un tiempo)" y aún "mantenerse de guardia, vigilar" entre otras definiciones. El término tiene una connotación exacta si de hecho las personas que van a "velar" al difunto, realmente lo hacen con actitud de celo, vigilia, respeto y de despedida del cuerpo que sirvió al espíritu durante la experiencia que se cierra.

    Es evidente que velar al difunto es actitud respetable. En el velorio debemos orar respetuosamente al amigo que se despoja del cuerpo físico, dirigiéndole por ejemplo (como sugerencia) la oración indicada por Allan Kardec contenida en el cap. XXVIII, ítem 59 del Evangelio Según el Espiritismo, titulado "Por los recién fallecidos". [1] Protocolarmente o no, en el velorio nos solidarizamos con los parientes y amigos del "muerto", ayudando en lo que sea necesario, sea ofreciendo un abrazo fraterno o apenas la presencia serena, en una empatía repleta de misericordia, en la base de la paciencia y del amor El estímulo, la consolación y el amor, como nos instruye Emmanuel. [2]

    En cambio, en muchos casos esta celebración se ha desviado, y mucho, del sentido ético, pues por encima de las emociones justificables por parte de los parientes y amigos, se ostenta un funeral por gastos excesivos con coronas de flores, santos, escapularios, velas que pueden ser en donaciones a instituciones asistenciales, como instruye André Luiz. Lo  escuchamos en: Los espíritas deben dispensar, en los funerales, los honores materiales exagerados y las escenificaciones, pues considerando que "no todo el espíritu se apaga prontamente del cuerpo", importa, sin embargo, que le enviamos cargas mentales favorables de bendiciones y de paz, A través de la oración sincera, principalmente en los últimos momentos que anteceden al enterramiento o a la cremación. La oferta de coronas y flores debe transformarse "en donativos a las instituciones asistenciales, sin espíritu sectario". [3]

    Social, moral y espiritualmente, cuando comparecemos a un velorio, ejercemos un bendecido deber de solidaridad, proporcionando consuelo a la familia. Desafortunadamente, tendemos a hacerlo por desencaje de conciencia formal, con la presencia física, ignorando el decoro espiritual, a expresarse en el respeto por el recinto y en el esfuerzo de auxiliar al desencarnado con pensamientos elevados.

    El desencarnado necesita vibraciones de armonía, que sólo se forman a través de la oración sincera y de ondas mentales positivas. En el libro Conducta Espírita, el Espíritu André Luiz una vez más nos advierte para "proceder correctamente en los velorios, callando anécdotas y burlas alrededor de la persona desencarnada, tanto como cuchicheos inapropiados al pie del cuerpo inerte. El recién desencarnado pide, sin Las palabras, la caridad de la oración o del silencio que le ayudan a rehacer. "Es importante expulsar de nosotros cualquier conversación ociosa, tratos comerciales o comentarios inapropiados en los entierros a los que comparemos. Porque la "solemnidad mortuoria es acto de respeto y dignidad humana". [4]

    Deplorablemente, pocos se dan al cuidado de conversar bajito, principalmente en el momento de la remoción del cadáver del recinto para la "catacumba", cuando se amontonan mayor número de personas. Tenemos motivos de sobra para la moderación, cultivemos el silencio, conversando, si es necesario, en voz baja, de forma edificante.

    Podemos hacer referencias al finado con discreción, evitando presionarlo con recuerdos y emociones pasibles de perturbarlo, principalmente si son trágicas las circunstancias de su fallecimiento. Oremos en su beneficio, porque "se muere" como "se vive". Si no conseguimos mantener semejante comportamiento, mejor será que ni comparezcamos o nos retiramos del ambiente, evitando ensanchar el estrepitoso coro de voces y vibraciones irrespetuosas que afligen al recién desencarnado, hasta porque el "morir" no siempre es el "desencarnar".


    Referências bibliográficas:


    [1]     Kardec, Allan. O Evangelho Segundo o Espiritismo, cap. XXVIII, item 59, RJ: Ed. FEB, 1939
    [2]     Xavier, Francisco Cândido. Servidores no Além, SP: Editora IDE, 1989
    [3]     Vieira, Waldo. Conduta Espírita, RJ: Ed FEB, 1999

    [4]     Idem

    sexta-feira, 7 de julho de 2017

    ESPIRITISMO 160 AÑOS DE PELEAS Y PUJANTES DESAFIOS Jorge Hessen


    Traducido por: Mercedes Cruz Reyes 
    Madri/Espanha

    Para hacer un análisis sobre las luchas penosas y los desafíos del Espiritismo urge retroceder en el tiempo. Después de la desencarnación de Allan Kardec hubo declinación del Movimiento Espírita francés y mundial, sobre el cual conferimos a la intimidad doctrinal de Pierre Leymarie, pues fue él quien administró el espolio de la familia de Kardec y tuvo la tarea de sostener la propagación del Espiritismo, con todo no lo hizo satisfactoriamente, pues era un leal practicante de la Teosofía de Blavatsky y defendía las tesis de J.B. Roustaing. Era apasionado por la masonería, ora, con tal currículo, sus actuaciones suscitaron el desfase del Movimiento Espírita en Francia y en el mundo. 

    Francia enfrentó tres grandes guerras (la "franco-prusiana" de 1870 y las dos grandes guerras mundiales), bajo ese escenario hubo sofocación del Movimiento Espírita francés, añadida a las inadvertencias de Leymarie para la expansión del Espiritismo. Resultado: los espíritas (de Francia y del resto del mundo, principalmente de Brasil) se sumergieron bajo el guante del misticismo inocuo.

    Cinco décadas después de la desencarnación de Kardec, en los inicios del siglo XX, hubo un brote de crecimiento del Movimiento Espírita francés y mundial hasta mediados de la década de 1920, bajo los liderazgos de Leon Denis, Gabriel Delanne, Gustave Geley y Camille Flammarion, Pero rápidamente, cuando estos cuatro baluartes desencarnan. Dos décadas después, durante la Segunda Guerra Mundial, ocurrió un desmontaje y casi el total aniquilamiento del Movimiento Espírita en las plagas de Kardec. Sobre esta situación, André Luiz indagó al Espíritu Gabriel Delanne lo siguiente: ¿Qué nos dice acerca del Espiritismo, en Francia ?.

    Delanne respondió: "No nos es lícito decir haber alcanzado el nivel ideal (...) pero legiones de compañeros de la obra de Allan Kardec reencarnaron, no sólo en Francia, pero también en otros países, notadamente en Brasil, para la sustentación del edificio Kardequiano ". [1]

    Sobre el traslado del "Espiritismo" a Brasil, defendemos que la transposición de la dirección del Movimiento Espírita mundial, de Francia a Brasil, sobrevino después de la desencarnación los cuatro baluartes antes mencionados, en el período entre el final de la década de 1920 y el inicio de la década de 1920, De la década de 1930, coincidiendo, como se observa, con el inicio de la misión mediúmnica de Francisco Cándido Xavier.

    El Movimiento Espírita francés volvió a recuperarse con cierta debilidad hacia los años 1950 y 1960 en razón del regreso a Francia de algunos espíritas que residían en el Norte de África (Argelia, Marruecos) y comenzaron a regresar a la tierra de Kardec, arriesgando Remontar el Movimiento Espírita. En ese sentido, bajo Roger Pérez hubo una breve intensificación del Movimiento Espírita francés, pero, a la verdad de la verdad, nunca se recuperó, al menos en París.

    Hoy hay diferentes núcleos espíritas en el interior de Francia, pero evidentemente sin las características de aquellas propuestas por Allan Kardec. El confesor francés Charles Kempf, residiendo en Francia y participando en el Movimiento Francés desde los años 1990, me ha afianzado que las dificultades continúan las mismas hasta hoy, a causa del personalismo exagerado de algunos dirigentes, y desinterés personal en la actuación en el movimiento. Todo ello por falta de estudio de las obras básicas de la codificación. 

    De lo expuesto, pues, ¿cuáles son los desafíos para el avance del Espiritismo? Gabriel Delanne (Espíritu) no cree que Europa (especialmente Francia) retomará la dirección del movimiento espírita en el futuro. Para él la divulgación y el progreso del Espiritismo en la Tierra tendrán que efectuarse de persona a persona, de conciencia a conciencia. La verdad a nadie alcanza a través de la coacción. La verdad para el alma es similar a la alfabetización para el cerebro. Un sabio por sabio no puede aprender a leer por nosotros. Tal vez ese "progreso" del proceso de propaganda espírita sea demasiado largo para la Humanidad, pero, según Delanne (Espíritu), una obra maestra de arte exige a veces existencias y existencias para el artista que persigue la condición del genio. ¿Cómo creer que la aclaración o el perfeccionamiento del espíritu inmortal se hagan tan sólo por afirmaciones labiales de algunos días? [2]

    Según César Perri, ex presidente de la FEB, en Brasil, por ejemplo, muchos espíritas y diversos dirigentes jamás leyeron obras psicográficas de Chico Xavier, pues están presos años seguidos al estudio de "apostillas". El liderazgo "oficial" del movimiento espírita brasileño no acompaña la expansión de la base, o sea, de los centros espíritas. Hay mucho que lograrse para la comprensión de la unión entre los espíritas - como lazo moral, solidario y espiritual. El respeto a la diversidad de las situaciones y condiciones de los centros espíritas, y el conocimiento de esas realidades para la mejor atención y apoyo a las reales demandas de las diversificadas instituciones. El trabajo de unión debe ser constantemente adecuado a las bases del movimiento, o sea a los centros espíritas. [3] (Grifei)

    En suma, creemos que el progreso de la Doctrina de los Espíritus no se producirá por medio de líderes jerárquicos, emblemáticos y mercantilistas. El gran desafío será propagar el Espiritismo gradualmente a través del intercambio fraterno del "boca a boca", "persona a persona", "conciencia a conciencia", "hombro a hombro", sin absoluta necesidad de los grilletes burocráticos de instituciones y líderes "oficiales" Que se apropian del Movimiento doctrinario con precarios lazos de amor y humildad.

    Con Jesús el Espiritismo progresará y retornará a sus orígenes que es la simplicidad. 

    Referências bibliográficas:

    [1]XAVIER, Francisco Cândido e VIEIRA Waldo. Entre irmãos de outras terras, Entrevista realizada pelo espírito de André Luiz com o espírito de Gabriel Delanne, RJ: Ed. FEB, 1970
    [2] idem
    [3]Disponível em http://www.autoresespiritasclassicos.com/Apostilas/Artigos%20Espiritas%20-%20Jorge%20Hessen/Jorge%20Hessen%206/Luz%20na%20Mente%20entrevistou%20Cesar%20Perri%20ex-presidente%20da%20FEB.htm

    quarta-feira, 5 de julho de 2017

    El centro espirita sencillamente es y siempre lo será el baluarte de la tercera revelación Jorge Hessen

    Traducido por: Mercedes Cruz Reyes 
    Madri/Espanh

     El Espiritismo soñado por Kardec era el mismo Espiritismo que Chico Xavier ejemplificó por más de setenta años, es decir, el Espiritismo del Centro Espírita modesto; de la visita y socorro a los desprovistos de bienes, de la distribución de la ropa, del pan, de la "sopa fraterna", del agua fluidificada, del Evangelio en el Hogar. El gran desafío de la Tercera Revelación debe ser el crecimiento, sin perder la simplicidad que la caracteriza como revelación...

    Reafirmamos siempre que el movimiento Espírita institucionalizado y "oficial" se estructura bajo dirección jerarquizada, elitista, mercantilista y vocación vaticanista de infalibilidad. Lo que los Espíritas necesitan es observar, con más criterio, los fundamentos doctrinales que nos impulsa a la íntima reforma moral. En esta tarea, individual, intransferible e impostergable, está nuestra mejor y obligatoria colaboración con el avance moral del Planeta en que vivimos, pues, moralizándose cada unidad, se moraliza el conjunto.

    Un gran ejemplo de espírita que vivió lejos del llamado Espiritismo "oficial" y anti-burocrático fue Chico Xavier. Que decía siempre sobre la necesidad de la preservación del Espiritismo tal cual nos entregaron los Mensajeros del amor, bebiendo el agua pura, sin manchar la cristalina fuente. La mayor frustración de Pablo de Tarso se dio exactamente en el Areópago de Atenas, cuando los Sabines de entonces lo dispensaron, alegando que habrían de oírlo en otra oportunidad.

    El hijo de Pedro Leopoldo recordaba que el Espiritismo deseable es aquel de los orígenes, lo que nos recuerda a Jesús, es decir, el Espiritismo Consolador prometido, el Espiritismo en su función pura y simple, el Espiritismo del espírita pobre, desempleado, que hoy no Puede pagar tasas e ingresar en los pomposos eventos. El Espiritismo deseable es aquel de los viejos, de los niños, de la naturaleza, del "cielo abierto" o debajo de los árboles. ¿Porque no?

    Chico Xavier, en 1977, advirtió: "Hay que huir de la tendencia a la" elitización "en el seno del movimiento espírita (...) el Espiritismo vino al pueblo. Es indispensable que lo estudiamos junto con las masas más humildes, social e intelectualmente hablando, y a ellos acercarnos (...). Si no nos detenemos, de aquí a poco estaremos en nuestras Casas Espíritas, sólo, hablando y explicando el Evangelio de Cristo a las personas laureadas por títulos académicos o intelectuales (...). [1]

    Elogiamos los congresos, los simposios, seminarios, encuentros importantes para la divulgación y el intercambio de experiencias doctrinarias, más no podemos olvidar que la Doctrina Espirita no se ancla en los salones lujosos, no se enclaustra en los anfiteatros académicos y ni se esclaviza al liderazgo "oficial" Al igual que el Cristianismo de los tiempos apostólicos, el Espiritismo es de los Centros Espíritas simples, muchos de ellos ubicados en las periferias de las grandes ciudades, en los cerros, en las favelas, en los suburbios.

    ¡Gracias a Dios!, hay muchos Centros Espíritas bien dirigidos en varios municipios del país. Gracias a estos Espíritus y médiums humildes, el Espiritismo habrá de mantenerse simple y coherente, en Brasil y quizá en el Mundo, conforme a los Benefactores del Señor lo entregaron Allan Kardec.

    El liderazgo "oficial" del movimiento espírita brasileño no acompaña la expansión de la base, o sea, de los centros espíritas (no estoy haciendo referencias a los centrales espíritas lujosos). Hay mucho que lograrse para la comprensión de la unión entre los espíritas - como lazo moral, solidario y espiritual. El respeto a la diversidad de las situaciones y condiciones de los centros espíritas, y el conocimiento de esas realidades para la mejor atención y apoyo a las reales demandas de las diversificadas instituciones. El trabajo de unión debe ser constantemente adecuado a las bases del movimiento, o sea, a los legítimos centros espíritas.

    En suma, reafirmamos que el progreso de la Doctrina de los Espíritus no llegará a través de liderazgos jerarquizados, místicos y mercantilistas a semejanza de los vendedores del templo. El gran desafío será difundir el Espiritismo gradualmente a través del intercambio fraterno del "boca a boca", "persona a persona", "conciencia a conciencia", "hombro a hombro", sin absoluta necesidad de las esposas burocráticas de instituciones y líderes "oficiales" Que se apropiaron del Movimiento doctrinal con precarios láser de amor, desprendimiento y humildad.

    ¡Pensemos en eso!


    Referencia:

    [1] Entrevista concedida al Dr. Jarbas Leone Varanda y publicada en el diario Uberabense El Triángulo Espírita, del 20 de marzo de 1977, y publicada en el Libro titulado Encuentro en el Tiempo, org. HECTOR M.C. Arantes, Editora IDE / SP / 1979

    segunda-feira, 12 de junho de 2017

    ¿Los tatuajes ESTIGMATIZAM el ALMA? Jorge Hessen



    Traducido por: Mercedes Cruz Reyes 
    Madri/Espanh
    Una lectora me narró lo siguiente: "mi novio tiene tatuados diseños exóticos, como la" calavera "," Capitán Gancho "" muerte "," dioses de la mitología nórdica "y" símbolos de bandas Death Metal”. Sé que tales emblemas lo representan, pues él venera esas cosas. Creo que son de mal gusto, extraños y algo "patológicos". Sin embargo es la opción de él. La elección de él sólo se refiere a él. ¿Usted está de acuerdo conmigo?

    Explicamos a nuestra lectora que ante las reglas morales del Espiritismo no hay dispositivos para "damnaciones infernales". Ciertamente, por el tatuaje la persona puede estar pronunciando algo de sí misma. Sin embargo, a pesar de eso, paradójicamente, no creemos que los tatuajes retraten totalmente la índole y el carácter de alguien. Sin embargo, a pesar de conocer algunos modelos de tatuajes, con pretextos asombrosos que pueden ser clasificados (sin excomuniones) como censurables e inadecuados para el cristiano.

    En el mismo tema, otro lector nos preguntó: ¿El tatuaje es una forma de arte en el cuerpo? ¿Si es un arte debe ser condenado? Tengo un tatuaje en el brazo de una hermosa mariposa. Me representa completamente. La mariposa es considerada el símbolo de la transformación, de la felicidad, de la belleza, de la inconstancia, de la efemeridad de la naturaleza y de la renovación. No puedo creer que algo tan expresivo para mí, pueda ser pernicioso en mi vida en el más allá de la tumba. ¿Qué opinas?

    Explicamos que no identificamos argumentos de carácter rigurosamente útil el uso de cualquier tatuaje, especialmente si la lesión impuesta al propio cuerpo es por idolatría, vanidad y egocentrismo. Sin embargo, el uso de tatuajes no ahoga las cualidades morales. Porque nadie puede penetrar en la intimidad de la conciencia de alguien y saber lo que allí ocurre. Otro lector escribió: "mi cuerpo físico ya es un arte, frente a eso no osaría mancharle! Y voy más adelante, ¿quién tendría audacia de garabatear sobre las pantallas originales de un Vicente van Gogh, de Miguel Ángel, de Leonardo da Vinci o de Pablo Picasso? Ahora, mi hermano me contradice, argumentando que si el cuerpo es un templo, ¿por qué no decorar las paredes? Cada caso es un caso y no se puede decir que un tatuaje es un garabato en una obra de arte, el cuerpo es una obra de arte que se nos da como regalo, sí, y no es un tatuaje lo que le quitará ese aspecto de obra de arte”. Me aclara ahí, Jorge Hessen.

    Aquí específicamente respondí que por los dictámenes del libre albedrío cada uno responderá por sí mismo. Pero, recordemos que incluso con toda tecnología actual, un tatuaje no es espontáneamente removible. No hay como desconocer que el cuerpo es el templo del Espíritu y no nos pertenece, por lo tanto, es importante preservarlo contra ofensivas que puedan truncar su composición natural.

    Es difícil saber si habrá o no mutilación periespiritual a causa de los tatuajes. Aunque se sabe que el periespíritu es dañado por las anomalías de carácter, desequilibrios emocionales, vicios físicos y mentales, rencores, pesimismos, ambición, vanidad desmesurada, lujuria, pero no todos los tatuados se encuadran en esas desviaciones morales.

    ¡Es verdad! Que se golpea el periespíritu cada vez que se perjudica al semejante a través de la maledicencia, la agresividad, la aventura extraconyugal, la violencia de todos los niveles, la deslealtad. De este modo, analizado por ese ángulo, los tatuajes afectan nada o casi nada al periespíritu.

    Los tatuajes que algunos individuos elaboran como forma de demostrar cariño a ejemplo de alguien que graba el nombre del padre o de la madre en el cuerpo de modo discreto no tienen, creemos, los mismos efectos que ocurrir con aquellos que se tatúan de modo resoluto, movidos por deseos más abrumados.

    André Luiz registra que "los desencarnados pueden, desde el punto de vista fluídico, moldear mentalmente y de manera automática, en el mundo de los Espíritus, ropas y objetos de uso y gusto personal". (1) Como se observa, es posible, aunque lamentan que un ser más allá de la tumba sigue condicionado a vicios, modas y tantas otras cosas inútiles de la sociedad terrena.

    Ante estas cuestiones propuestas, evocamos la lógica espírita que nos invita al autoconocimiento, a la etapa del auto perfeccionamiento bajo el patrocinio de la libertad responsable. Los Benefactores espirituales recomiendan el sentido común, la autoconfianza, la altivez, el equilibrio y la búsqueda incesante de Dios, que nos proporciona alegría y paz al corazón y a la conciencia, sin las penurias de buscar alientos en las figuras y emblemas incrustados en la epidermis.

    Referencia bibliográfica:

    [1] Xavier, Francisco Cândido. Nosso Lar, dictado pelo Espírito André Luiz, Rio de Janeiro: Ed. FEB, 1955